¿Por qué no darse por vencido?

La vida nos puede dar golpes en el momento menos esperado, y cuando ésto sucede muchos no pueden evitar caer emocionalmente muy bajo. Aquí empezaré a ayudarte a mantener la Actitud y Motivación para que sigas adelante.

 

Cuando somos golpeados fuertemente por la vida, tendemos a adoptar una actitud negativa y a victimizarnos ante las vicisitudes adversas que se nos van presentando en el camino, sin que podamos ser capaces de mantener la motivación cuando todo va mal.

El título del artículo es una pregunta que me he realizado en varias oportunidades a lo largo de mi vida y con el tiempo he podido encontrar respuestas satisfactorias a la misma.

Sobre todo, si este tipo de situaciones nos afectan durante nuestra juventud, etapa de nuestra vida que se supone debemos emplear para vivir a plenitud y realizar todas aquellas cosas que nos hacen felices, aprovechando nuestra fortaleza física y nuestro espíritu insaciable de nuevas metas, nuevos horizontes y nuevas experiencias.

 

Pero, ¿Que sucede cuando en el transcurso de esta hermosa etapa nos ataca alguna enfermedad grave o alguna otra circunstancia que atenta contra nuestro bienestar integral y que muchas veces nos lleva al borde de la muerte?

Normalmente la gente suele reaccionar con mucha frustración y con una tristeza tan grande que puede llegar a la depresión o incluso a quitarles las ganas de vivir. El miedo a la muerte y ver como lo planeado originalmente cambia drásticamente, en ocasiones, suele ser suficiente para que la persona decaiga de ánimo y se vuelva, literalmente, un muerto en vida.

 

Lo comentado en el párrafo anterior me lleva a la primera respuesta a la pregunta planteada como título de este artículo:

¿Por qué no darse por vencido? ¿Por qué deberíamos mantener la actitud positiva y la motivación personal?

 

 

Esta respuesta tiene que ver con el hecho de aceptar que somos seres humanos, con un ciclo vital que termina en la muerte; en otras palabras, todos tenemos que morir, tarde o temprano, de una forma o de otra. Así que se hace imprescindible que aceptemos que tenemos poco tiempo realizar las cosas que nos gustan y ser felices a nuestra manera.

La vida es tan corta, que no vale la pena andar perdiendo el tiempo en lamentaciones y llorando por situaciones que ya no se pueden remediar, por el contrario, debe aflorar en nosotros una actitud positiva ante la vida, ese amor por la misma, sobreponiéndonos a las dificultades y saliendo adelante gracias a esas ganas enormes que tenemos por vivir y cumplir los objetivos personales que cada uno añora”.

 

La segunda respuesta que he encontrado tiene que ver con nuestro entorno más cercano, me refiero a nuestros familiares y amigos.

Pensar que existen personas que nos necesitan en este mundo, que nos apoyan con los problemas ya sean grandes o pequeños, y saber que muchos de ellos dependen de nosotros para sobrevivir en este mundo, debe ser razón más que suficiente para tener motivación para seguir adelante y no dejarnos vencer por la adversidad o la depresión.

 

Quizá te pueda interesar también: Reflexión – ¿Estás pasando por un mal rato?

 

La última respuesta, es un poco más personal, se refiere a nuestras metas y sueños. Todos en algún momento de nuestras vidas sentimos la necesidad de realizar algo que pensamos dará más sentido a nuestra vida y nos hará más felices; al verse truncados por hechos adversos que nos perjudican nos causa ansiedad, se vuelven cosas pendientes por realizar.

Justamente es eso, el tener sueños y metas pendientes, nos debe dar motivación personal para no darnos por vencidos ni rendirnos y continuar nuestro camino, con la mejor actitud, hasta lograr quitarlo de la lista de pendientes. Esto, subirá nuestra autoestima y nos revitalizará para continuar forjando nuestro destino a pesar de las adversidades.

 

Como experiencia personal tuve que pasar por momentos difíciles y experiencias desagradables; sin embargo, aún me encuentro aquí y ahora les escribo para ayudarlos a mantener la motivación para salir adelante y no rendirse.

Sigan mis consejos y espero contar con ustedes leyendo mi siguiente artículo.

 

Autor del Artículo: Giovanni Torres V.

3 thoughts on “¿Por qué no darse por vencido?

  • Gracias por ésos sabios consejos, definitivamente el ser humano no sólo vive de pan y agua, sino también de palabras que motivan el alma a salir adelante, a pesar de la adversidad, depende mucho de la actitud con que quieras tomar la vida.

  • Que bien amigo, cada vez que hablamos, salgo renovado con tu actitud de guerrero. Es muy motivador saber que no sólo tengo tu amistad, sino también un ejemplo de lucha. Vamos siempre con muchas ganas y pidiendo a Dios que nos de mucha fuerza para levantarnos en cada caída.
    Un abrazo amigo.
    Miguel Loayza

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *